Proyecto y obra de urbanización en Manresa

Año: 2008

Promoción: Pública

Superficie: 3.915 m2

Localización: Manresa

Fotógrafo: Adrià Goula

Se ha estructurado la propuesta de edificación y de ordenación de los espacios libres a partir de la consideración que el entorno donde se desarrolla el proyecto tiene múltiples puntos de vista y de confrontación con la ciudad existente.

 Podemos resumir en tres puntos esta complejidad:

– La relación con la ciudad “alta” que da un protagonismo a las cubiertas y los diferentes tratamientos de pavimentos y niveles de los espacios abiertos constituyen una “fachada horizontal” que ha de tener la misma fuerza e intención urbana de las fachadas. Con este objetivo se proponen cubiertas verdes con sistema aljibe.

– La relación con la calle St. Ignasi, como una vía de acceso principal en el futuro a la ciudad: el proyecto plantea una organización tipológica y de fachada con un ritmo y una alineación constante para conseguir generar un conjunto que marque un claro límite urbano.

 – La relación con la calle Montserrat, donde se plantea una edificación que interpreta el tejido pre-existente con sus irregularidades y su mínimo parcelario.

 Con la ordenación propuesta se pretende generar unos espacios libres que funcionen para los peatones pero que al mismo tiempo sean espacios de relación de los diferentes edificios. Todos  los vestíbulos de acceso a las viviendas se encuentran hacia la calle Montserrat y se convierte así en un espacio público de conexión de las viviendas.